domingo, 2 de agosto de 2009

·

“Siempre hubo en mí, al menos, dos mujeres una mujer desesperada y perpleja que siente que se está ahogando y otra que salta, como si fuera un escenario, disimulando sus verdaderas emociones porque ellas son la debilidad, la impotencia, la desesperación y presenta al mundo sólo una sonrisa, ímpetu, curiosidad, entusiasmo, interés”.

Anaïs Nin
·

4 comentarios:

Martita dijo...

yo conozco a ambas pero a medias!

Clementine dijo...

un saludo especial para la mujer perpleja.

Cexy dijo...

Cómo sentirse identificada en un post:
A) Lntre al blogla noche se astilló de estrellas.
B) Lea "."

Besos

Cexy dijo...

Cómo escribir un comentario lleno de errores de tipeo:

A) Pase 10 horas seguidas frente a un monitor de computadora y sienta los ojos tibios.

B) Sólo A alcanza.